Sonipg's Blog

Sitio Web sobre Audición y Lenguaje

Deficiencia visual. Ceguera

DEFICIENCIA VISUAL

El niño ciego queda privado de todas las experiencias que otro niño adquiere desde el momento de su nacimiento. Esta restricción al medio le hace compensar su déficit con el aporte de los demás sistemas sensoriales. En este sentido, tradicionalmente se ha entendido que la ceguera restringe el desarrollo.

A.- CONCEPTO.

El concepto de deficiencia visual hace referencia tanto a la ceguera propiamente dicha como a otras afecciones de la vista que no llegan a ella. La ceguera es la pérdida de la percepción visual medida a través del campo y de la agudeza visual, con el mejor ojo no se sobrepasa el 1/10 de agudeza visual o no se conserva en ninguno de los dos el 1/20 de la visión normal. La ambliopía es la deficiencia visual de aquellas personas que mantienen un resto visual por debajo de los criterios anteriores. Dentro de la ambliopía hay que diferenciar las personas que han adquirido la deficiencia tardíamente (cuentan con experiencia sensoriales) de aquellas que son amblíopes de nacimiento.

B.- ETIOLOGÍA.

Las causas de la deficiencia visual son diversas, en función del proceso que se vea implicado (la visión no es función que dependa únicamente del ojo) y del origen de la lesión. Así podemos clasificarlas en :

* enfermedades visuales de origen hereditario:

– miopía degenerativa (progresiva degeneración de la agudeza visual).

– albinismo (carencia total o parcial del pigmento).

– acromatopsia (ceguera para los colores).

– aniridia (iris infradesarrollado o ausente).

– retinoblastoma (tumor de la retina que afecta bilateralmente, sin tratamiento)

– retinitis pigmentaria (degeneración pigmentaria de la retina), etc.

* enfermedades oculares de origen congénito:

– anoftalmía (ausencia de globo ocular o desarrollo insuficiente del mismo).

– microftalmo (ojo pequeño).

– atrofia del nervio óptico.

– cataratas congénitas (opacidad del cristalino).

– rubeola (afección de la retina y en especial en la mácula), etc.

* enfermedades oculares de origen accidental:

– cataratas traumáticas (opacidad del cristalino).

– desprendimiento de retina.

– fibroplastia retrolenticular (afecciones retinianas debidas a la administración de niveles elevados de oxígeno a bebés prematuros).

– glaucoma adulto (lesiones en los tejidos por aumento de la presión ocular).

– toxoplasmosis (lesiones retinianas).

– otras enfermedades como la diabetes, avitaminosis, neuritis alcohólicas, etc.

C.- CLASIFICACIÓN DE LAS DEFICIENCIAS VISUALES.

Según el momento de aparición de la deficiencia existen cegueras y ambliopías de nacimiento y adquiridas (temprana o tardíamente) teniendo gran importancia el momento de dicha aparición porque de ella dependerá las experiencias visuales que se hayan podido adquirir antes de la lesión.

Según el grado de defiencia visual existen ciegos totales, que no han visto nunca ninguna imagen ni luz, ciegos parciales, que son aquellos sujetos que mantienen unas posibilidades mayores como percepción de la luz y contornos, matices de color, etc. y sujetos de baja visión, que tienen un resto visual y pueden ver a escasos centímetros.

D.- DESARROLLO DEL SUJETO DEFICIENTE VISUAL.

La mayoría de los sujetos deficientes visuales presentan un retraso intelectual y escolar a comienzos de su desarrollo pero dicho retraso va desapareciendo a medida que crece y puede lograr un desenvolvimiento equiparable a los videntes hacia la edad de los 11-13 años. No obstante existen numerosas alteraciones presentes en este desarrollo que no tienen por qué darse todas juntas pero sí es frecuente observarlas en la mayoría de los deficientes visuales. Estas alteraciones pueden afectar a la personalidad:

* afectivas: pasividad, alteraciones de conducta, agorafobia, miedo a perderse, tendencia al aislamiento, etc.

* psicomotóricas: lentitud de los movimientos, lateralidad imperfecta, inestabilidad en las posturas, inhibición del movimiento espontáneo.

* sociales: alteraciones comportamentales, dificultades en las interacciones comunicativas.

Podemos encontrar otras anomalías en el comportamiento:

* alteraciones en el área motora: deficiente marcha y equilibrio, alteraciones del tono muscular, inexpresividad del rostro, deficiente coordinación dinámica general, blindismo, tics y balanceos de tipo autoestimulatorio, repetitivos y automáticos, etc.

* propiamente comportamentales: rigidez corporal al mirar un objeto, tendencia a frotarse los ojos, omisión de tareas de cerca, corto espacio de tiempo en actitud de atención, inclinación lateral de la cabeza, choque con objetos, etc.

De todo esto se deriva la necesidad de establecer unas claras pautas educativas para conseguir que el diferente desarrollo de los sujetos deficientes visuales no les impida una adecuada aceptación individual y adaptación social. Entre otras podemos decir que será preciso mantener en orden todo el espacio, estimular multisensorialmente, explicar todo lo que hacemos porque ellos no lo ven, indicar la secuencia de acciones, enseñarles habilidades de autonomía personal y ofrecer otras vías de aprendizaje.

D.- EVALUACIÓN DE LA VISIÓN.

La evaluación es el paso intermedio de especial trascendencia entre la detección y la intervención. La evaluación del funcionamiento visual supone determinar, de la manera más completa posible, cómo utiliza el sujeto su visión residual (si existe) así como los aspectos sociales, emocionales, cognitivos, etc. Esta evaluación funcional se realizará, en un primer momento, de una manera informal, recogiendo toda la información que pueda dar la familia y los profesores implicados en la educación y posteriormente se realizará una evaluación formal por parte del especialista. En la evaluación informal se pretende conocer una serie de aspectos del desarrollo del niño, datos clínicos, ambientales, etc. Existen escalas que pueden aplicar los profesionales de la enseñanza para detectar posibles problemas visuales, como El listado de observaciones del profesor: El ABC de la dificultad visual de Jose, 1988. El profesor, mediante esta escala, podrá evaluar aspectos tales como:

– la apariencia de los ojos: bizqueo, ojos acuosos, párpados hundidos, ojos en constante movimiento, pupilas nubladas o muy abiertas, etc.

– signos en el comportamiento: cuerpo rígido o echar la cabeza atrás al mirar un objeto distante, fruncir el ceño al escribir o leer, inclinación lateral de la cabeza, falta de afición por la lectura, etc.

– quejas asociadas al uso de los ojos: dolores de cabeza, naúseas o mareo, picor o escozor de los ojos, dolores oculares, etc.

La evaluación formal la realizará el especialista, aunque Bueno y Toro (1994) nos ofrecen unos puntos de evaluación formal que el profesor, orientador u otro profesional puede realizar sin problemas con aquellos niños en los que se sospeche una deficiencia visual. Dichos autores proponen una evaluación de:

– el paralelismo de la mirada: comprobación del paralelismo o congruencia de la mirada en ambos ojos. Se ofrecerá al sujeto un bolígrafo o similar y se le solicitará que lo mire en las diferentes posiciones en que le pongamos.

– los reflejos pupilares: se mide el reflejo de acomodación pidiendo al niño que mire primero a nuestro dedo situado frente a él a pocos centrímetros para luego que mire a la pared que queda detrás del dedo. La pupila debe reaccionar contrayéndose primero y luego dilatándose.

– la estereopsia: la facultad de percibir se puede comprobar pidiendo al niño que toque la punta de nuestro dedo con la de su propio dedo, dirigiéndolo horizontalmente punta a punta.

– la agudeza visual: la capacidad de percibir la figura y la forma de los objetos se efectúa mediante optotipos, letras y signos.

– visión cromática.

– el campo visual: utilizando un lápiz o cualquier otro objeto que se mantiene fuera del campo de visión en un principio, se hace aparecer poco a poco y se le pide al sujeto que avise cuando empiece a verlo.

– funcionamiento visual-percetivo: se recoge información acerca de la percepción de formas, tamaños, capacidad de imitar modelos, coordianción visomotora, figura-fondo, memoria visual, discriminación visual, constancia de la forma, asociación visual, relaciones espaciales, etc.

Queremos aclarar que consideramos imprescindible una evaluación especializada sea cual fuere el grado de afectación de la ceguera porque debe ser el especialista quien diagnostique médicamente al sujeto. Una vez obtenida la evaluación, el informe se incluirá con los demás existentes del niño y formarán parte de los documentos de diagnóstico como punto de partida de las actuaciones educativas pertinentes.

F.- COMUNICACIÓN CON ALUMNOS CIEGOS.

Los sistemas de comunicación con alumnos ciegos o amblíopes son aquellos que permiten a las personas con dichas discapacidades comunicarse y participar activamente en la interacción social propiciando su integración y adaptación social.

Según Urwin (1973,1983), en relación con una comunicación preverbal, parece que cuando existe una formación adecuada por parte de los padres, la comunicación niño ciego-adulto no tiene porqué mostrar diferencias respecto a la comunicación entre los videntes. Sin embargo, el desarrollo del lenguaje, que propiciará la comunicación, es distinto en el niño ciego. Algunos aspectos característicos del desarrollo del lenguaje son: en el niño ciego el habla aparece más tarde, el estadio de imitación se prolonga debido al valor autoestimulante que tien la repetición para el niño ciego, el lenguaje cae en el verbalismo, ante situaciones nuevas el niño ciego evita hablar o habla solo, se prolonga el uso de la tercera persona como consecuencia de su dificultad para diferenciarse él mismo del medio, etc. En cuanto a la comunicación escrita es obvio la necesidad de un sistema de comunicación aparte del utilizado por videntes.

Los sistemas de comunicación con alumnos amblíopes son distintos de los de niños ciegos. Los principales medios de que disponemos para favorecer la comunicación con los primeros son de dos tipos:

– Los auxiliares ópticos: son lentes que se utilizan para corregir los déficit visuales compensando la agudeza visual disminuida. Se realiza mediante sistemas telescópicos y mediante potentes lupas.

– Las ampliaciones: además de las ampliaciones conseguidas por los auxiliares ópticos se pueden emplear otros sistemas de aumento manuales o electrónicos como: ampliación manuscrita, proyectores de diapositivas, telelupa, libros en macrotipos, sistema de TV con ampliación de imagen, etc.

La comunicación con alumnos ciegos se realiza sin dificultad especial cuando se trata de soporte fonológico. La persona ciega escucha y responde sin problemas específicos en conversaciones, explicaciones y otros. Para almacenar esa información se pueden utilizar en las deficiencias visuales sistemas análogicos: discos y cassettes (libro hablado), digitales (grabaciones de información codificada ene cassette corriente), braillecord, digicassettes, brailink, etc. En la comunicación escrita, se ha generalizado el empleo del sistema Braille. Método consistente en la lectura mediante el tacto de puntos sobresalientes dispuestos de manera que compongan la información. Este sistema de lecto-escritura, creado por Louis Braille, se basa en un signo generador consistente en una celdilla de 2 x3 que mediante distintas combinaciones de esos 6 puntos generan los signos de lectura y escritura. La instrumentalización de este sistema está basada en los siguientes materiales:

– pauta o tablilla, del tamaño de folio o medio folio, para la escritura manual.

– rejilla o especie de lámina perforada en filas de cajetines en los que se perfora el papel con el punzón.

– punzón, instrumento de madera o plástico que perfora al escribir.

– la máquina. En España se utiliza la máquina Perkins.

– El papel.

Aquí os dejo unas páginas web con más información:

www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/003040.htm concepto y causas
www.lular.info/a/salud/2010/07/Cuales-son-los-s-ntomas-de-la-ceguera-de-color.html causas de la ceguera de color o daltonismo.
www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/003039.htm ceguera nocturna: consideraciones generales y causas comunes.
www.youtube.com/watch?v=eiR_ulDrJsw vídeo sobre la experiencia de una niña con discapacidad visual.

 
A %d blogueros les gusta esto: